Tratamiento de Reproducción Asistida: ¿Cuándo iniciar?

Tratamiento de Reproducción Asistida: ¿Cuándo iniciar?

Alrededor de la infertilidad, existen muchas dudas, vacíos e interrogantes que las parejas o personas tienen que afrontar y muchas decisiones que deben tomar después de recibir un diagnóstico. La facilidad para conseguir un embarazo o iniciar un tratamiento de reproducción asistida, depende de varios factores: la edad, que es uno de los más importantes, estilo de vida, hábitos que afectan negativamente la fertilidad, como fumar, genética, ciertas patologías y muchos más.

Las parejas heterosexuales, que llevan intentando conseguir un embarazo teniendo relaciones sin ningún método anticonceptivo por más de un año y no lo han logrado, deberían acudir a un especialista en fertilidad, también lo deben hacer si la mujer es mayor de 35 años y llevan más de seis meses, parejas homosexuales o individuos que deseen preservar su fertilidad.

La facilidad para conseguir un embarazo, depende de varios factores. (Imagen tomada de Freepik)

Según la Sociedad Española de Fertilidad (SEF), las posibilidades de conseguir un embarazo se van acumulando con cada ciclo menstrual, el porcentaje de concepción en parejas fértiles es:

  • 3 meses intentándolo: 57% de posibilidad de conseguir el embarazo.
  • 6 meses intentándolo: 72% de posibilidad de conseguir el embarazo.
  • 1 año de relaciones sexuales regulares y sin protección: 85% de posibilidad de conseguir el embarazo.

Motivos para acudir a una consulta de fertilidad

Parejas heterosexuales:

  • Después de un año de intentar conseguir un embarazo sin éxito y 6 meses si la mujer es mayor de 35 años.
  • La mujer ha tenido dos o más abortos.
  • Alguno de los dos tiene trastornos genéticos.
  • Padeces de Endometriosis, SOP o has tenido.
  • Han realizado algún tratamiento para el cáncer como quimioterapia.
  • Si tu madre o en tu familia existen mujeres que hayan sufrido de menopausia precoz.

Mujeres solteras:

Aquellas que deseen preservar su fertilidad congelando sus óvulos o mujeres que deseen ser madres usando semen de donantes.

Parejas de mujeres:

Para lograr un embarazo con semen de donante o utilizando el método ROPA, donde participan las dos mujeres; una mujer de la pareja aporta los óvulos, mientras que la otra se encarga de la gestación del bebe.

¿Qué pasa después de la consulta?

El especialista decidirá cuál es el tratamiento adecuado para cada caso, además explicará las opciones después de haber realizado las pruebas pertinentes. Sin embargo, el tratamiento de la infertilidad debería ir más allá de los tratamientos de reproducción asistida. Este también debería implicar cambios en el estilo de vida, pérdida de peso o consulta nutricional, bienestar emocional y  los suplementos nutricionales y vitaminas adecuados.

El camino de la infertilidad

Este camino puede ser largo, doloroso y plagado de miedos e inseguridades para muchos. La incertidumbre, la falta de control y los tratamientos, a veces muy largos, pueden ser un detonante para hacerte dudar y preguntarte si serás capaz o si es mejor abandonar la carrera a tiempo. Los amigos, la familia, los grupos de apoyo o ayuda psicológica profesional, son buenos aliados si lo necesitas. En ciertos momentos, es difícil hablar de tu situación o enfrentarte a preguntas incómodas cuando estás intentando quedarte embarazada, pero encontrar personas con quien puedas desahogarte, compartir o incluso hacer preguntas, te hará sentir mucho mejor. 

Si no te sientes cómoda al hablar del tema con tu familia o amigos, existen comunidades y recursos, donde muchas personas que están pasando por lo mismo que tú, comparten sus inquietudes y experiencias.

Una vez recibido el diagnóstico, la pareja o la persona, con la ayuda de su especialista, deben decidir cuál tratamiento es el más adecuado para su caso y para su presupuesto, en caso que decidan hacer un tratamiento en una clínica privada.

¿Qué son las técnicas de de Reproducción Asistida?

Las Técnicas de Reproducción Asistida (TRA), son un conjunto de tratamientos médicos que pueden facilitar un embarazo, cuando este no se puede conseguir de forma natural. Los profesionales: ginecólogos y embriólogos, intervienen en el aparato reproductor femenino o masculino, de acuerdo a la causa de la infertilidad, para ayudar a conseguir la gestación. El objetivo es franquear las barreras que se presenten de forma natural, utilizando medicación y técnicas como la inseminación artificial (IA), la inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI), el cultivo de embriones, fertilización in vitro (FIV), etc.

¿Cómo saber cuál es la Técnica de Reproducción Asistida indicada para mi?

El Dr. Braulio Peramo Moya, Director de la Clínica Al Alain en Abu Dhabi recomienda: “Después de intentar conseguir un embarazo naturalmente sin éxito durante un año o 6 meses, si la mujer es mayor de 35 años, es necesario visitar a un especialista para determinar si la causa de la infertilidad es factor masculino, femenino o de los dos. Posteriormente se realizan las pruebas pertinentes: en el hombre: historia clínica, examen físico y seminograma. En la mujer: un estudio hormonal, resultado de la hormona antimulleriana, una ecografía y exámenes adicionales dependiendo del caso en particular. Se determinará la técnica indicada para cada caso, comenzando siempre con el método menos invasivo y más sencillo para los pacientes».

Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.