El coste económico de la infertilidad

El coste económico de la infertilidad

Las personas que sufren infertilidad en el mundo entero cada vez son más independientemente de si se contemplan las parejas o los individuos. Como consecuencia de esto, los datos estatales arrojan que hay 468 clínicas de reproducción humana en España. De ellas, más de la mitad (280) son privadas y están ubicadas principalmente en Madrid, Cataluña, Valencia y Andalucía. Lamentablemente, no todas las personas pueden hacer frente al coste económico de la infertilidad.

El coste económico de la infertilidad varía dependiendo del servicio por el que se decanten los pacientes. Sin embargo, todos comienzan con un estudio diagnostico que puede rondar los 300 euros. Partiendo de esa consulta inicial, puede que el médico recomiende una inseminación artificial, una de las primeras opciones ofrecidas a las parejas que padecen infertilidad femenina o masculina y tienen una menor dificultad para concebir. El precio de este procedimiento está entre 350 y 1000 euros dependiendo de si se recurre o no a un donante de esperma. 

El costo de la fecundación in vitro (FIV)

Los precios de la fecundación in vitro oscilan entre 3500 y 6000 euros dependiendo de diversos factores clínicos o de la tecnología que se utilice. Estas últimas son muy variadas, pues existe la inyección intracitoplasmática de espermatozoides, ovocitos o esperma de donante, el uso de Inteligencia artificial para la selección embrionaria, el matching genético y muchas otras tecnologías que pueden resultar costosas. 

Todo esto sin olvidarnos de los costos de medicamentos que pueden incrementar los tratamientos considerablemente. En el caso de una inseminación artificial hablamos de una media de 350 euros. Mientras que si nos referimos a un ciclo de reproducción asistida podríamos hablar de más de mil euros. 

Muchas clínicas privadas ofrecen servicios de financiación a través de entidades bancarias o terceros. Sin embargo, hay parejas que deciden usar sus ahorros o recurren a familiares y conocidos para reunir el dinero necesario para cubrir sus tratamientos. 

Coste emocional de la infertilidad

Los elevados precios de los tratamientos de fertilidad no solo tienen un efecto directo sobre las finanzas de las parejas que recurren a ellos. Además, debemos considerar la gran carga emocional que trae consigo el no poder tener hijos cuando lo deseas. Esto puede hacer que algunas personas sufran ansiedad o depresión, así como hacer que muchas relaciones lleguen a su fin porque no logran ponerse de acuerdo sobre tener o no hijos o no soportan los altísimos niveles de presión.

Afortunadamente, muchos centros ofrecen asesoría psicológica y hay un creciente número de opciones de consultas psicológicas privadas especializadas en fertilidad. Esto último no es, lamentablemente, algo que todo el mundo pueda permitirse.

¿La seguridad social en España cubre la FIV?

En España la seguridad social cubre un máximo de hasta tres ciclos de fecundación in vitro  en pacientes menores de 40 años. Sin embargo, los tratamientos que cubren pueden ser menos según el pronóstico de la paciente. Además, en la mayoría de casos, hay largas listas de espera que hacen que algunos pacientes terminen recurriendo a los servicios de clínicas privadas. 

La mayoría de personas que sufren de infertilidad necesitan en promedio dos ciclos para un conseguir un embarazo. Aunque muchas parejas logran conseguir el positivo desde un primer intento, muchas otras se someten hasta a 7 u 8 ciclos sin éxito. En ocasiones, hay parejas que se ven en la necesidad de vender propiedades, hipotecarse o pedir préstamos para poder hacer frente a los costos de los ciclos de FIV.

Hay una amplia variedad de opciones de terapias complementarias para tratamientos de fertilidad. La acupuntura, la asesoría nutricional, el coaching o las consultas de inmunología son solo algunas de ellas. No obstante, debido a que la mayoría de ellas no están cubiertas por la seguridad social o por seguros privados de salud, estas terapias pueden hacer crecer el coste económico de la infertilidad que ya de por sí es bastante elevado. 

Garantías de las clínicas de fertilidad 

Aunque algunas clínicas trabajan con una tarifa plana que incluye  tratamientos indefinidos hasta conseguir el éxito, no es una opción muy popular y el coste sigue siendo bastante elevado. Lo cierto es que los centros de fertilidad no ofrecen garantías, pueden mostrar sus tasas de éxito como una referencia, pero sigue siendo una apuesta al azar. Por eso es necesario ser cuidadoso al escoger un centro que pueda satisfacer las necesidades concretas de cada caso para así maximizar las posibilidades. 

España, destino líder de turismo de fertilidad

España es considerada un referente en fertilidad por sus centros privados, la calidad de los servicios, los avances en tecnología y el personal médico. Algunos de los motivos por los que infinidad de parejas extranjeras han hecho del país un destino líder para tratamientos de fertilidad tiene que ver con el hecho de que en España el costo de los tratamientos es más asequible que en sus países de origen. Por otro lado, además hay alternativas que resultan más atractivas porque no las hay en muchos países, como la donación anónima de óvulos

El negocio de la fertilidad crece exponencialmente, pues según datos del Observatorio Sectorial BVK en el 2019 el volumen de ingresos alcanzó los 632 millones de euros. De este total, un 86% corresponde a centros privados. Aunque cabe acotar que la pandemia afectó de alguna manera estas cifras, después de la reapertura el volumen de pacientes se ha incrementado. 

La oportunidad de tener hijos no necesariamente debería estar asociada a un descalabro económico. Los gobiernos deberían tomar en consideración que es un problema en aumento que demanda medidas que puedan aliviar las cargas emocionales y el coste económico de la infertilidad para las parejas que ya están enfrentando un duro reto personal.

Por supuesto, también es importante que los médicos desde sus consultas informen a sus pacientes y realicen pruebas tempranas para diagnosticar posibles problemas de infertilidad. Es necesario que las mujeres jóvenes sepan que la preservación de óvulos también es una opción para aquellas que postergan la maternidad y quieren tener mejores probabilidades para concebir en un futuro.

Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.