¿Cuáles son los riesgos de los tratamientos de fertilidad?

¿Cuáles son los riesgos de los tratamientos de fertilidad?

Los tratamientos de fertilidad generalmente son bastante seguros: la mayoría de las mujeres no tienen más probabilidades de experimentar problemas de salud o en el embarazo que las mujeres que han concebido de forma natural. Sin embargo, existen algunos riesgos a tener en cuenta, que van desde molestias leves hasta serias complicaciones, es importante que las conozcas y las entiendas para empezar a buscar un embarazo saludable y feliz.

 Es importante que conozcas y entiendas los riesgos de los tratamientos de fertilidad para empezar a buscar un embarazo saludable y feliz. (Imagen de Freepik)

Nacimientos múltiples

Con las FIVs, aumentan los riesgos de nacimientos múltiples, si se transfiere más de un embrión al útero. Aunque después de una larga búsqueda, los nacimientos múltiples pueden ser deseados, se debe tener en cuenta que, en este tipo de embarazos, pueden aumentar los riesgos de parto prematuro y bajo peso al nacer, a diferencia de los embarazos de un solo feto.

¿Qué puedo hacer para reducir mis probabilidades de tener un parto múltiple?

En España, el número de embriones a transferir está regulado legalmente por la Ley 14/2006 sobre Técnicas de Reproducción Asistida, que permite transferir hasta un máximo de 3 embriones. Dependiendo del caso, el especialista te recomendará transferir solo uno o dos embriones para minimizar los riesgos de un parto múltiple.

Con las FIVs, aumentan los riesgos de nacimientos múltiples, si se transfiere más de un embrión al útero. (Imagen de Freepik)

Síndrome de hiperestimulación ovárica (SHO)

Es una reacción a los medicamentos para la fertilidad con gonadotropina, que se administran para estimular la producción de óvulos en los tratamientos de reproducción asistida. Es una respuesta exagerada a los medicamentos, donde la mujer desarrolla demasiados óvulos, los ovarios se hinchan y se produce un aumento en la permeabilidad de los vasos sanguíneos. 

Se puede presentar en forma leve, donde puede ser tratado con analgésicos en casa y en forma severa, donde puede poner en peligro tu vida. En forma severa se puede presentar entre el 0.5 y el 2% de los ciclos de FIV.

Es importante que conozcas los síntomas para que puedas comunicarte con tu médico en caso de sentir alguno para prevenir complicaciones graves.

Síntomas del SOH Leve:

  • Molestias en la parte baja del abdomen
  • Náusea
  • Vómitos 
  • Diarrea
  • Distensión abdominal 

Síntomas del SOH Severo:

  • Dolor
  • Aumento rápido de peso
  • Disminución en la orina
  • Dificultades respiratorias
  • Fiebre
  • Aparición de coágulos en las piernas 
  • Vómito
  • Dificultad para tolerar líquidos
  • Taquicardia
  • Anomalías en los resultados de analíticas en sangre

¿Cómo se puede prevenir el Síndrome de Hiperestimulación del ovario?

Adaptar los medicamentos, dependiendo del caso, los especialistas pueden modificar los medicamentos para reducir el riesgo de SOH, por ejemplo reduciendo la dosis de gonadotropinas o usando antagonistas de GnRH. También pueden recomendar la congelación de embriones para realizar la FIV posteriormente y el uso de metformina en algunas pacientes.

Parto prematuro y bajo peso al nacer

La fertilización in vitro (FIV), puede aumentar ligeramente el riesgo de parto prematuro y bajo peso al nacer, pero la buena noticia es que de acuerdo a un estudio reciente que se realizó en la Universidad de Utah, una vez que los investigadores consideraron la salud de las madres, los antecedentes socioeconómicos de los padres y las características de nacimiento de los bebés, las diferencias en los resultados adversos del nacimiento se redujeron significativamente para todos los tipos de tratamientos de reproducción asistida. 

La Dra. Alice Goisis PhD, coautora del estudio y profesora del University College London afirma que este estudio refuerza el argumento de que es poco probable que los resultados adversos de nacimiento entre los bebés concebidos mediante reproducción asistida sean impulsados ​​por la tecnología reproductiva en sí.

Esto son buenas noticias para las familias o personas que están pensando en las técnicas de reproducción asistida como una posibilidad para tener hijos.

La fertilización in vitro (FIV), puede aumentar ligeramente el riesgo de parto prematuro y bajo peso al nacer. (Imagen de Freepik)

Embarazo ectópico

Las mujeres que toman gonadotropinas, tienen un riesgo ligeramente mayor de embarazo ectópico. Estudios muestran que de un 2% a un 5% de las mujeres que realizan FIVs pueden tener embarazos ectópicos.

Torsión Ovárica

La torsión ovárica es una condición dolorosa, que ocurre cuando uno de los ovarios se tuerce alrededor de sus tejidos de soporte. Es una condición rara que solo se presenta en alrededor 0.2% de las pacientes de reproducción asistida y si es tratada adecuadamente, no tiene un impacto en la fertilidad ni en la capacidad de concebir.

Cáncer y defectos de nacimiento

No existen estudios concluyentes que muestren que los tratamientos de reproducción asistida causan cáncer o defectos de nacimiento. 

Tampoco hay pruebas de que los tratamientos de fertilidad causan la menopausia prematura o afecten la reserva ovárica. 

Buscar una clínica con profesionales expertos y conocer los riesgos te puede ayudar a minimizar estos riesgos y a comunicarte con ellos lo antes posible en caso de presentar alguno de los síntomas mencionados anteriormente. No tengas miedo de hacer preguntas ni de reportar síntomas que consideres anormales, porque pueden ayudarles a diagnosticar a tiempo. 

Finalmente, es importante recordar que, como todos los tratamientos, los de fertilidad también tienen sus riesgos y ventajas, por lo que es de vital importancia conocer acerca de ellos para tomar una decisión acertada, además de asesorarse con un especialista. De igual manera, los tratamientos de fertilidad son una excelente opción para las parejas o personas que desean tener un hijo y han tenido inconvenientes por diversas razones.

Fuente

  1. Alina Pelikh, Ken R. Smith, Mikko Myrskylä, Alice Goisis. Medically Assisted Reproduction Treatment Types and Birth OutcomesObstetrics & Gynecology, 2022; Publish Ahead of Print DOI: 10.1097/AOG.0000000000004655
  2. Ley 14/2006, de 26 de mayo, sobre técnicas de reproducción humana asistida. https://www.boe.es/buscar/act.php?id=BOE-A-2006-9292
Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.